Emitir para nadie…

En estos últimos años, la radio online está despuntando cada vez más, fundamentalmente la

musical, pero la radio digital terrestre no termina de cuajar. En España los principales radiodifusores que ganaron frecuencias de DAB en la década pasada sigue

n emitiendo “para nadie”, con el consiguiente coste, lo cual se me antoja surrealista. Pero si dejan de emitir pierden la concesión. Es surrealista…

ALBRECHT_DR315-c

Efectivamente. Cuando la Administración otorga un título habilitante para el uso privativo del dominio público radioeléctrico, que en el caso de la radiodifusión sonora digital terrestre tiene forma de concesión administrativa,  las asignaciones de frecuencia tienen que “utilizarlo eficazmente”, entendiendo como tal “un uso progresivo, efectivo y continuado en las zonas geográficas para las que fue reservado”. El incumplimiento de una utilización eficaz del dominio público radioeléctrico es una de las causas previstas para la revocación de cualquier título habilitante.

Esta realidad, tan chocante, contrasta con que la tecnología DAB se ha superado con el estándar DAB+, cuyos receptores resultan incompatibles con la DAB. La Administración ha facilitado la migración de DAB a DAB+, manteniendo el mismo escenario de concesionarios.

En sentido estricto, se estableció mediante el Real Decreto 802/2011, de 10 de junio, por el que se modifica el Plan técnico nacional de la radiodifusión sonora digital terrestre la aplicación del principio de neutralidad tecnológica, siendo las entidades habilitadas para la prestación del servicio de radiodifusión sonora terrestre las que debían acordar con qué especificaciones técnicas se prestaba.

 

-¿Y no establecía ninguna condición?

 

-Sí, en concreto dos. La primera era que las especificaciones técnicas debían ser conformes a normas europeas aprobadas por el Instituto Europeo de Normas de Telecomunicación (ETSI), cosa que el DAB+ cumplía perfectamente, al estar recogidas sus especificaciones técnicas en una norma de dicho organismo. Y la segunda, que las entidades habilitadas comunicasen el acuerdo a la Secretaría de Estado de Telecomunicaciones y para la Sociedad de la Información (SETSI) para su aprobación. En realidad, ese acuerdo ya existía cuando el Real Decreto entró en vigor, puesto que se había alcanzado en el seno del Grupo Tecnológico del Foro de la Radio Digital el 29 de noviembre de 2010. Sin embargo, a fecha de hoy, todavía no ha sido comunicado oficialmente a la SETSI.

El DAB+ multiplica por tres cada canal de DAB

-¿Pero el DAB+ aumenta el número de canales con respecto a la DAB, ¿no?

-¡Claro!, grosso modo, donde en DAB cabe un programa, en DAB+ caben tres. Y esto provocó otro debate sobre el régimen concesional. ¿Podrían los concesionarios triplicar su número de programas en DAB+ al disponer de más canales sobre toda esa capacidad de múltiplex? ¿O, por el contrario, debían emitirse en DAB+ únicamente los programas actuales y convocarse un concurso para adjudicar el excedente del resto de canales sobrantes? Lejos de estudiar la cuestión a fondo en el Grupo Jurídico del Foro de la Radio Digital, se pospuso el debate para mejor ocasión y lo único que quedó recogido explícitamente en el Acuerdo de Consejo de Ministros de 10 de junio de 2011 por el que se aprueba el Plan de digitalización del servicio de radiodifusión sonora terrestre fue que se estudiarían las propuestas de redistribución de los programas dentro de los múltiplex que presentasen los titulares.