los Dueños de Internet

AWS y otros proveedores en la nube se han convertido en los moderadores más poderosos de Internet.

los Dueños de Internet

En el pasado, Parler habría sido propietario de sus servidores y habría permanecido en línea.

los Dueños de Internet. Amazon Web Services deja de ser el anfitrión de la red social Parler

Migrar una aplicación con éxito entre proveedores de la nube y asegurarse de que funcione en el otro lado como se esperaba, ya es bastante difícil. Pero mover la gran cantidad de datos asociados con una red social (probablemente cientos de terabytes de información) sería terriblemente lento, y llevaría mucho más tiempo que la advertencia de 24 horas que Amazon le dio a Parler.

Desafortunadamente para Parler, prácticamente todos los demás proveedores también los estaban abandonando. Con los proveedores de la nube rechazándolos y sin servidores físicos propios, Parler no tiene adónde ir y ahora dice que es posible que nunca regrese .

El rápido cierre de Parler ilustra la realidad de internet en 2021. Es simple tener un sitio web o servicio en línea sin tener que ver o tocar físicamente un servidor. Los desarrolladores pueden elegir entre una variedad de hosts, desde Amazon Web Services hasta Microsoft Azure o Google Cloud, hacer clic en algunos botones y estar en línea en unos minutos.

Estas empresas administran vastos centros de datos llenos de servidores, alquilándolos por horas, por lo que no necesita pensar en configurar su propio equipo.

Han centralizado gran parte de la web, lo que les da un poder sin precedentes para vigilarla.

Este es un fenómeno relativamente nuevo. Hasta hace poco más de una decada, poner cualquier cosa en línea a gran escala era un proceso complicado y costoso. Era necesario adquirir costosos servidores físicos de una empresa como Dell o HP, colocarlos en un centro de datos en algún lugar y configurarlos para ponerlos en funcionamiento.

Esos enormes centros de datos todavía están ahí; simplemente son operados por las empresas más grandes a una escala enorme. En lugar de alquilar un servidor completo en un bastidor en algún lugar, la tecnología de virtualización permite a empresas como Amazon alquilar cientos de pequeñas porciones del rendimiento de un solo servidor a muchas personas, que es lo que lo convierte en un negocio tan rentable .

Debido a la complejidad y la experiencia involucradas, nadie quiere comprar un servidor real porque entonces se queda atascado en su mantenimiento, reemplazándolo cada pocos años y asegurándose de que esté en un lugar seguro; hacerlo sería demasiado caro para la mayoría de los servicios.

Las empresas y los gobiernos más grandes aún operan sus propios centros de datos por varias razones, desde la privacidad de los datos hasta las leyes locales que prohíben el uso de servicios en la nube, pero la gran mayoría del mundo ahora alquila servidores a uno o más proveedores de la nube.

Los servicios más grandes, como iCloud de Apple, utilizan múltiples plataformas en la nube para evitar poner los huevos en una sola cesta en caso de interrupciones. En cambio, la mayoria de empresas no pueden permitirse esto porque es tremendamente caro pagar múltiples plataformas en la nube y requiere asegurarse de que su aplicación esté diseñada para funcionar correctamente cuando se distribuye en todas ellas.

Snap, por ejemplo, reveló en 2017 que tenía un contrato con Google Cloud por $ 2 mil millones durante cinco años para su servicio, además de un contrato con Amazon Web Services por $ 1 mil millones. Es poco probable que Parler tenga esa cantidad de dinero, y mucho menos contratos personalizados con alguna de estas empresas.

Cuando Amazon retiro el servicio a Parler, había poco que la compañía pudiera haber hecho para permanecer en línea, lo que demuestra el poder de la demolición del odio. Hace una década, cuando la norma habría sido poseer servidores reales y espacio en un centro de datos, la compañía probablemente podría haberse mantenido en línea de una manera similar a cómo el sitio web de torrents The Pirate Bay esquivó casi todos los derribos globales que ha enfrentado en los últimos 20 años.

Pero, quedaron atrás los días en que era común que las empresas más pequeñas tuvieran servidores. Simplemente ya no es realista. Poner las cosas en línea de forma rápida y económica ha sido un cambio increíble en la forma en que se improvisa Internet, pero también ha centralizado la mayor parte de la web en plataformas gigantes como Amazon Web Services, Microsoft Azure y Google Cloud, lo que significa que Internet esta a merced de sus caprichos también.

Malachite SDR

malachite sdr

Contenido Relacionado